Todos conocemos a alguien que tiene pérdida auditiva. Si, ponte a recordad, es difícil no haber conocido en tu vida a alguien que no padeciera alguna pérdida auditiva. ¿un familiar? ¿un amigo? ¿en la escuela? ¿en el trabajo? Ves, te lo decía, solo había que “tirar” de memoria. ¿Te pusiste en su lugar? Pensaste o dijiste… ¿Cómo es sentir que no escuchas nada? ¿Cómo será relacionarse con otras personas si no las oyes? ¿y hacer deporte? ¿Ir a ver una película al cine? Y si no solo te pusiste en su lugar, ¿pensaste si estaba triste o depresivo? Pues en esta entrada del blog vamos a ir un poco más allá. Explicaremos cómo puede llegar afectar esa pérdida auditiva a nivel psicológico. Es decir, profundizaremos en la pérdida de audición y sus  consecuencias psicológicas.

hombre con perdida de audición y sus consecuencias psicológicas

 

La pérdida de audición ¿Cuándo?

Antes de profundizar en la pérdida de audición y sus consecuencias psicológicas debemos explicar qué la pérdida de audición  se refiere a la pérdida o anomalía de las funciones anatómicas y / o fisiológicas del sistema auditivo, cuya consecuencia son las discapacidades auditivas.

También es importante conocer, como bien explica nuestra colaboradora, Nuria Artacho Castillo, Psicóloga en Vivae Psicólogos  en el artículo “Pérdida de audición y su relación con la Salud Mental”  

“La hipoacusia en sí misma no provoca cambios en la enfermedad mental. Pero puede provocar problemas de comunicación, y los problemas de comunicación pueden llevar al aislamiento de estas personas en un intento por evitar situaciones sociales. Es este aislamiento el que produce síntomas clínicos en el campo de la psicología.”

Por lo que como bien dice la experta en Psicología los problemas de comunicación conllevan a un aislamiento social que puede derivar a tener consecuencias psicológicas. Pero igual de importante es y por ello destacar “el cuándo” se produce esa pérdida de audición. Ya que los problemas de comunicación son muy diferentes  si la sordera del usuario es prelocutiva (si adquieren sordera antes de aprender hablar) o si la sordera es postlocutiva (después de hablar). 

¿Por qué explicamos esto? porque ya que según su adquisición las características comunicativas del usuario pueden ser muy distintas. Por ejemplo, pueden utilizar el lenguaje oral, mediante la lectura de labios o el lenguaje de señas o signos. Además, muchas personas sordas utilizan audífonos o implantes cocleares como ayuda para la audición.

Concluimos que según sus características comunicativas influirá de manera notable en su aislamiento social o no, y por consiguiente es padecer alguna enfermedad o patología psicológica.

A continuación nos adentraremos más en la pérdida de audición y sus consecuencias psicológicas apoyándonos en un estudio elaborado por María Robles, médico Psiquiatra.

Estudios sobre la pérdida de audición y sus consecuencias psicológicas.

Según recoge un estudio elaborado por María Robles, médico Psiquiatra, entre las posibles causas de la psicopatología de las personas sordas, existe una serie de características cognitivas y emocionales propias, que las influyen desde el nacimiento y pueden influir en ellas para que sean más propensas a padecer consecuencias psicológicas:

  1. Carencias en el vínculo padres-hijoel 90% de las personas sordas nacen de padres oyentes, pudiendo existir dificultades en el vínculo entre ambos. Por ello, la primera vivencia de aislamiento ocurre en la propia familia de origen.
  2. Dificultades de interacciónla barrera comunicativa juega un papel crucial en el desarrollo de habilidades de socialización, viéndose ésta afectada desde la infancia temprana.
  3. Desarrollo social y emocionalla deprivación conversacional tiene implicaciones en el desarrollo de una adecuada competencia cognitiva-social. Que puede llevar parejas dificultades para controlar sus impulsos, para desarrollar un adecuado autoestima, incapacidad para reconocer y expresar emociones y sentimientos, para desarrollar empatía, para evaluar afectos o emociones que resultan de ciertos actos.
  4. Sobreprotección parental o “sobrecontrol comportamental”: la familia de los niños sordos suele presentar una alta de percepción objetiva de las capacidades orales de estos niños y tiene tendencia a limitar su autonomía dificultando y limitando así su desarrollo. Se ha publicado que estas familias presentan actitudes de sobreprotección tales como: limitar la realización de actividades, bajo nivel de exigencia académica, poco rigor en la aplicación de normas… y también se ha señalado que los niños sordos reciben menos explicaciones de su familia respecto a la razón de sus acciones y sus consecuencias, estados de ánimo… que las personas oyentes de su misma edad.
  5. Errores diagnósticos: la exploración psicopatológica debe ser realizada en el registro de comunicación habitual del paciente. Por ello en ocasiones deberá ser realizada en Lengua de Signos. Los problemas de comunicación o la ausencia de comunicación directa entre el paciente y el profesional se correlaciona tanto con infradiagnóstico como con sobrediagnóstico.

Tratamiento o terapia

Numerosos estudios realizados entre personas con pérdida de audición han demostrado que existe una estrecha relación entre la sordera y la aparición de estados mentales específicos como la ansiedad, la soledad , la angustia o la depresión. Siendo la ansiedad el trastorno mental más frecuente, seguido de la depresión.

Concluimos esta entrada indicando que nuestros Centros Auditivos OirT  de Marbella y Málaga  junto con la participación de Centros Auditivos Sontec colaboramos desde hace más de 3 años con el Centro de Psicología Vivae Psicólogos en Fuengirola   para ofrecer una terapia multidisciplinar en el tratamiento de acúfenos o tinnitus y sus consecuencias psicológicas.

 

 

Autor: Centro Auditivo OirT

 

La pérdida de audición y sus consecuencias psicológicas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *