La presbiacusia es uno de los problemas auditivos más comunes a partir de los 75 años. La detección precoz y su tratamiento son fundamentales para prevenir sus consecuencias físicas, sociales y psicológicas. Y es que, la pérdida de la capacidad auditiva no solo viene acompañada de síntomas leves como la dificultad para mantener una conversación, la necesidad de subir el volumen de los dispositivos electrónicos, o la sensación de escuchar pitidos en el oído. También repercute en la autoestima y el bienestar.

presbiacusia

Por eso, es importante que acuda a algunos de nuestros centros auditivos ubicados en Málaga, Marbella, Sevilla, Granada o Córdoba ante los primeros signos de pérdida de audición. En Centros Auditivos OirT evaluamos su caso y determinamos el tratamiento más adecuado para recuperar su capacidad auditiva.

¿Qué es la presbiacusia?

La presbiacusia o sordera del envejecimiento se define como la pérdida progresiva de la capacidad para oír altas frecuencias, debido al deterioro producido en el sistema auditivo generado por la edad. Además de los síntomas físicos de la presbiacusia, nuestros especialistas en audiología consideran que dicho trastorno afecta al perfil psicológico en un porcentaje bastante alto. Repercutiendo en las relaciones comunicativas y sociales de las personas.

Síntomas de la presbiacusia a nivel psicológico

Es común que los síntomas de la presbiacusia sigan un curso evolutivo. Su evolución es progresiva, pasando por cuatro fases diferenciadas.

En la primera fase, el individuo comienza a perder su capacidad auditiva de manera desapercibida. Aún a sabiendas que en ocasiones no percibe los finales de palabras, sube el volumen de la televisión, y se le mezclan los sonidos en ambientes ruidosos o conversaciones grupales.

Durante la segunda fase, se agudiza la capacidad auditiva aún más. Y es aquí cuando a nivel psicológico, la persona sufre un mayor deterioro. Tiende a asilarse en sus relaciones sociales, se vuelve más inseguro y le nace el sentimiento de culpa. Todo ello provocado por la recriminación por parte de su entorno familiar y más cercano, con muestras de quejas e incluso de sorna por su deficiencia auditiva.

presbiacusia

En la siguiente etapa, el individuo ya es consciente de que necesita ayuda. Por ello, es importante que cuente con la colaboración y el apoyo de la familia. Pues al fin y al cabo, son ellos quienes conviven a diario con la persona. Además de que acuda a alguno de nuestros centros de audición. Nuestro audioprotesista en colaboración con su otorrinolaringólogo serán quienes atiendan sus necesidades. A través de un preciso y completo estudio audiológico le propondrán la mejor prótesis auditiva o audífono.

Por último y una vez se le ha adaptado protésicamente, es cuando el paciente percibe un aumento de su autoestima y confianza. Pues finalmente puede relacionarse con los demás y por tanto, su perfil psicológico queda en gran parte restablecido.

¡No descuide su audición!

Las revisiones auditivas son sus grandes aliadas para prevenir problemas futuros de salud como la presbiacusia. Por ello, en Centros Auditivos Oirt la primera exploración de sus oídos es gratuita.

¡Pide su cita!


Autor: Juan Nieto, audioprotesista en Centro Auditivo OirT (Málaga).

Edición y diseño: La Factoría Creativa

 

 

 

 

 

El perfil psicológico en la presbiacusia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *